Livio Giordano

Buenos Aires, Argentina| b. 1972

Aar | 2010

La vie | 2006 - 2010

 

 

Sobre la serie

La Vie es una serie de fotografías realizadas en las calles de Buenos Aires. Toman la cotidianidad de los transeúntes al momento de atravesar los rayos de luz provenientes del reflejo del sol sobre las ventanas de los edificios espejados. Ya sea bajo una luz casi irreal o en las penumbras, el artista enfatiza los mecanismos de atención visual selectiva.

La Vie ha sido realizada tomando un tipo de luz que existe en nuestras ciudades postmodernas, pero que no es percibida por aquellos que pasan por las calles, ausentes en su espíritu, perdidos en sus propios pensamientos. De ver aquello que existe sobre aquello que “no existe” o donde “no hay nada a ver”, con una inquietante extrañeza que desafía la verosimilitud de estos fugaces momentos.

Para su producción no se han utilizado flashes escondidos, puestas en escena, ni manipulación digital. Todo esto a fin de poner en evidencia los múltiples universos que conviven en un mismo espacio familiar, pero en desfase. Demostrando que toda imagen no es más que una proyección mental.

El fin justifica los miedos | 2006

Sobre la serie

Hacia mediados de 1980 el espacio televisivo argentino emitía 50 horas semanales de noticias; las notas sobre los ganadores del P.R.O.D.E., el bachado de las calles y la inflación eran los clásicos del momento.

En nuestros días, la proliferación de la red de cable y televisión satelital brinda a los espectadores más de 568 horas semanales de noticias emitidas por medios locales. Si bien el aumento de la población y la creciente desocupación trajo como consecuencia el aumento nominal de actos vandálicos, el despliegue de los espacios mediáticos para dar a conocer dichos sucesos se dio en proporciones desmedidas. La carrera desatada por los distintos medios hacia el liderazgo del “rating” llevó a una abusiva exposición de imágenes de asaltos; secuestros; violaciones; guerras transmitidas en vivo; atentados e incidentes en espacios públicos. El espectador queda así preso de una realidad prefabricada, de la cual no puede apartar la mirada. Así nuestras “ventanas” al mundo nos brindan distorsiones de lo que está pasando allá afuera.

Sumado al stress, los climas de inseguridad suscitan sensaciones de ansiedad y angustia, generadores de vacíos que son llenados muchas veces mediante hábitos de consumo, a veces compulsivo. Síndromes pasajeros como el “ataque de pánico” se dan mayormente en la población económicamente activa y adquisitiva.

Así, del comunismo al terrorismo, la amenaza atómica se vio extinguida ante la inseguridad personal; ya sea con un atentado público en los países centrales ó un acto violento en los países periféricos; haciendo de la inseguridad un motor de consumo.

La adecuación primaria | 2005

Sobre la serie

La adecuación primaria es una serie de fotografías que indagan acerca de nuestro paso por las instituciones educativas de base. Dichas instituciones no sólo tienen un beneficio instructivo y capacitador personal, sino que también sientan las bases para una sociedad futura mediante coerciones sutiles. En palabras de Michel Foucault “…Una sujeción real nace mecánicamente de una relación ficticia….”.

El ejercicio de la disciplina supone un dispositivo que coacciona por el juego de la mirada; un aparato en el que las técnicas que permiten ver inducen efectos de poder. Pero el ejercicio del poder no debe agregarse del exterior, como una coerción rígida o como peso sobre las funciones que influye, sino que debe ser inducido en el sujeto un estado de consciente y permanente visibilidad que garantiza el funcionamiento automático del poder. Este dispositivo automatiza y desindividualiza el poder. Basado en el diseño Panóptico de Bentham, tiene su principio en la distribución de los cuerpos, las superficies, las luces, las miradas, más que en las personas que ejercen el poder. El panoptismo debe ser comprendido como un modelo generalizable de funcionamiento, una manera de definir las relaciones de poder con la vida cotidiana de los hombres. El que está sometido a un campo de visibilidad, y lo sabe, reproduce por su cuenta las coacciones del poder; las hace jugar espontáneamente sobre si mismo; inscribe para sí la relación de poder en la cual juega simultáneamente los dos papeles; convirtiéndose así en el principio de su propio sometimiento.

Gnose | 2003

Sobre la serie

Gnose es una serie de fotografías que traducen la separación de nuestra existencia como misterio de los datos realistas que nos rodean, a través de la desmaterialización del espacio urbano.

Paredes, pasillos y calles fueron momentos de interpelación espacio-sujeto. Mediante su compilación, éstos son usados como negación poética de la realidad para recordar la fuente de ciertas verdades interiores.

Libre, justa y soberana | 2016

Interior exhibe artefactos visuales que focalizan en aspectos de la dinámica actual de la industria agrícola en Sudamérica. Si el territorio es un espacio delimitado por procesos de significaciones sociales, políticas, económicas y culturales, Livio Giordano puntualiza en las dinámicas que una actividad como el agronegocio, modifica varias de ellas.

La imaginación puesta sobre el “campo” persiste con modismos similares a los operados en el siglo XIX. La pampa, el desierto, la naturaleza funcionan como nociones en las que se depositan prejuicios de diversa índole como el sosiego, lo vacío y hasta la abundancia y lo pródigo con relación a su valor económico y simbólico. Basta evocar el juego de mesa El Estanciero para recordar procesos imaginativos y de identificación de largo alcance. Dentro de este constructo la expansión de la agroindustria anuda nuevos pliegues desde hace más de treinta años. Industria que, como tal, busca sacar el mayor rédito económico y que, en su afán comercial, hasta propone desdibujar fronteras delimitadas durante la construcción de los Estados–nación y delimitar nuevas, de acuerdo a su propia lógica empresarial. Así, no sólo se cartografían territorios con fines comerciales sino que también se delimitan contornos artificiales sobre los ya existentes. Se utilizan, entonces, maneras de representar de cuño moderno (el mapeo, la topografía, la infinitud de la naturaleza) sobre soportes contemporáneos (resoluciones publicitarias en pantallas leds, banners, formatos audiovisuales) para mostrar un concepto de progreso que detalla algunas de las operaciones productivas implementadas, pero no así los conflictos que varias de ellas provocan sobre la ecología y la estructura social y simbólica de las diferentes regiones.

Interior | Livio Giordano Rolf Art | 17.03.15 – 27.05.16

Livio Giordano viajó por gran parte de la Argentina y países limítrofes capturando imágenes de este proceso. Las piezas de esta exposición están estructuradas en dos registros de diferente representación: una fotografía y una ficha de juego. Las primeras muestran engranajes de esta industria, las otras son cartas del juego El Estanciero con indicaciones y valores comerciales. Cada una marca un límite que en su encuentro dispara una disrupción que busca condensar tiempos históricos, mecanismos de identificación con la naturaleza y potenciar el pensamiento crítico.

El límite se hace presente. Si éste alude a una línea que separa dos territorios, la frontera a su vez, señala una región que posee cierto grado de profundidad, constituye un umbral de transición y cambio en medio del cual se encuentra el límite, cumpliendo con una función dual de ser barrera y membrana permeable a la vez.

Entonces, ¿cómo capturar al “campo” en sus diversas acepciones desde el interior de una vivienda en una gran ciudad?

Sebastián Vidal Mackinson